Compartir

Si bien la Princesa del Pop siempre es muy dulce con sus devoluciones,en la última grabación del programa se impactó tanto que tuvo que levantarse e irse.

El problema fue que uno de los concursantes interpretó un tema suyo y, al parecer, no es algo que le guste demasiado ni le cause mucha gracia.Si bien se trataba de un Drag Queen, no fue eso lo que le molestó, sino que, al parecer, según dijo Simon Cowell, “ella no es muy fanática de los tributos”.

Sin embargo, cuando Spears volvió a su silla en el jurado le dio las gracias al participante: “Realmente respeto el tributo. Fue muy lindo”.

Pero el chico no tuvo demasiada suerte con la devolución del resto de los famosos y además queda la duda si esa performance será incluida en uno de los programas.

Serieslimon.com
Compartir