Compartir


Barcelona no la tuvo nada fácil ante el modesto L’Hospitalet. Los azulgranas vencieron 1-0 en el primer encuentro de los dieciseisavos de final de la Copa del Rey. El único gol del partido lo marcó Andrés Iniesta con un tremendo disparo desde el borde del área, el cual se coló por el ángulo de la valla local a los 42’, haciendo recordar al golazo que le marcó al Chelsea en Stamford Bridge en la semifinal de la Liga de Campeones 2009.


LEER LA NOTA COMPLETA AQUI

Serieslimon.com